Información

Significado de un valor negativo para carbohidratos sin fibra y sin azúcar según una etiqueta nutricional


Una de las preguntas para mi laboratorio es encontrar los carbohidratos sin fibra y sin azúcar por porción de una cebolla. Ahora, el total de carbohidratos de esta cebolla es de 11 g, el total de azúcares de la cebolla es de 9 gy la fibra total es de 3 g.

11-9-3 = -1 g de carbohidratos sin fibra y sin azúcar para esta cebolla y esto no tiene ningún sentido para mí.


Los valores individuales en la etiqueta de la cebolla del OP no están fuera de línea con los datos de referencia del Departamento de Agricultura de EE. UU. Hay dos de estos últimos, uno para "Cebollas, crudas" y otro para "Cebollas, dulces, crudas". Sus cifras llevarían a esperar carbohidratos de 13,8 go 11,2 g, respectivamente, para una muestra de 148 g.

La diferencia negativa se puede explicar por un simple error de redondeo. Si los valores de carbohidratos, fibra y azúcar medidos fueran en realidad 11,49, 2,51 y 8,51 g, los valores de la etiqueta se redondearían a los que se muestran en la etiqueta, pero la diferencia de los valores medidos sería un valor positivo: 0,47 g.


Los valores de la etiqueta nutricional de la pregunta (11 g de carbohidratos totales, 9 g de azúcares, 3 g de fibra) podrían explicarse en realidad por redondeo:

  • Carbohidratos totales: 11,45 (redondeado a 11)
    • Azúcares: 8.55 g (redondeado a 9 g)
    • Fibra: 2,55 g (redondeado a 3 g)

... lo que significaría que hay 0,35 gramos adicionales de carbohidratos sin azúcar ni fibra ...

… PERO…

... usar una etiqueta de este tipo con solo valores redondeados (y los estudiantes sin conocer los valores exactos), no les permite a los estudiantes calcular la cantidad de carbohidratos sin azúcar ni fibra.

Entonces, otra explicación es que hay un error en carbohidratos totales (11 g - demasiado bajo) o en azúcares (9 g - demasiado alto; más probablemente 6 g), según NutritionData para 150 gramos de cebolla cruda:

  • Carbohidratos totales: 14 g
    • Azúcares: 6,4 g
    • Fibra: 2,6 g

En cualquier caso, parece han usado una etiqueta nutricional inapropiada para hacer una pregunta sobre la cantidad de carbohidratos sin azúcar ni fibra en la cebolla cruda.


¿Cómo se puede diferenciar entre carbohidratos buenos y malos?

Todo el mundo necesita comer carbohidratos, pero eso no significa que deba alimentarse con galletas, dulces y papas fritas. Aprenda sobre los mejores alimentos para alcanzar y los que debe omitir.

Los carbohidratos son una parte esencial de una dieta saludable, pero es importante saber que no todos son iguales. ¿Cómo se puede diferenciar entre "carbohidratos buenos" y "carbohidratos malos"? La respuesta es simple y compleja.

Aquí encontrará todo lo que necesita saber para tomar decisiones inteligentes sobre los carbohidratos.


Introducción

Según la Organización Mundial de la Salud, en 2014 aproximadamente el 39% de los adultos en todo el mundo tenían sobrepeso y el 13% eran obesos [1]. Estos problemas no solo son frecuentes en los países de ingresos altos, muchos países de ingresos bajos y medianos ahora también están experimentando problemas de obesidad. Por ejemplo, según la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (HNNS) de 2012 realizada en Ecuador, considerado por el Banco Mundial como un país de ingresos medios, el 30% de los niños en edad escolar, el 26% de los adolescentes y el 63% de los adultos tienen sobrepeso u obesidad como resultado de una dieta alta en calorías y poca actividad física [2]. Además, la prevalencia de enfermedades crónicas asociadas con el sobrepeso y la obesidad, como la diabetes, la hipertensión y las enfermedades cardiovasculares, se considera alta en el país y se estima que está relacionada con aproximadamente 1 de cada 4 muertes [2].

La HNNS de 2012 encontró que la dieta ecuatoriana incluye cantidades excesivas de arroz, aceite de palma y lácteos, y bajas cantidades de frutas, verduras y legumbres, lo que resulta en una ingesta de carbohidratos refinados y grasas saturadas por encima de las recomendaciones internacionales. Además, la HNNS identificó un alto consumo de bebidas azucaradas por parte de la población. Por ejemplo, el 82% de los adolescentes informaron consumir refrescos carbonatados (CSD) con regularidad. Debido a estos hallazgos, el informe recomendó un sistema integral de etiquetado en el frente del paquete para ayudar a los consumidores a interpretar mejor el contenido de grasa, azúcar y sal en los alimentos procesados. Poco después, en noviembre de 2013, el Ministerio de Salud Pública ecuatoriano emitió el reglamento técnico para el etiquetado de productos alimenticios procesados ​​envasados, que tiene como objetivo abordar la prevalencia de enfermedades crónicas asociadas al sobrepeso y la obesidad a través de la promoción de una alimentación saludable [3]. .

El reglamento ecuatoriano de etiquetado de productos alimenticios envasados ​​estableció la inclusión de un sistema gráfico tipo semáforo (TL) en el paquete de alimentos procesados ​​para la venta en el país tanto para productos alimenticios nacionales como importados. El sistema está destinado a proporcionar a los consumidores información nutricional fácil de interpretar relacionada con el contenido de azúcar, grasa y sal de un producto alimenticio más allá de la información ya incluida en las etiquetas de información nutricional reguladas por el Codex Alimentarius. Las medianas y grandes empresas alimentarias debían cumplir con la normativa antes del 29 de agosto de 2014 y las pequeñas empresas antes del 29 de noviembre de 2014 [3].

Debido a que la política es relativamente nueva, la literatura que evalúa su impacto en los hábitos de compra de los consumidores ecuatorianos es muy limitada. Ningún estudio anterior ha evaluado el impacto de la política utilizando datos reales de compras de alimentos de los hogares. Por tanto, el objetivo de este trabajo es evaluar el impacto del sistema de información nutricional TL en los hábitos de compra de los consumidores ecuatorianos. Más específicamente, nos enfocamos en el impacto de la TL en los hábitos de compra de refrescos carbonatados dado su alto nivel de consumo en el país y la región latinoamericana [2, 4]. Además, el principal problema sanitario del consumo de refrescos carbonatados es su contenido de azúcar. El enfoque en un solo nutriente, como veremos más adelante, simplifica el análisis y la interpretación de los resultados dadas las limitaciones de los datos.

Este artículo también contribuye a la literatura internacional sobre políticas nutricionales al expandir el limitado cuerpo de estudios que evalúan empíricamente la efectividad del etiquetado nutricional dirigido a cambiar los hábitos de compra y consumo de la población hacia mas saludable productos alimenticios [5, 6]. A nuestro leal saber y entender, este es el primer estudio que evalúa una política de etiquetado nutricional complementario implementada a nivel nacional. Esto es importante ya que otros países, como Chile, han adoptado políticas de etiquetado nutricional complementario similares [7]. Otra contribución importante de este estudio es la estimación de las elasticidades precio y gasto de los productos de DCV que pueden ser útiles para la evaluación de las políticas fiscales.

Etiquetado nutricional semáforo en Ecuador

Hay dos tipos principales de etiquetas nutricionales para productos envasados: 1) etiquetas de información / declaración de nutrientes y 2) etiquetas de información nutricional suplementaria. La etiqueta de declaración de nutrientes es la etiqueta estándar que se puede encontrar en cualquier producto alimenticio procesado que muestra la porción por envase y el contenido nutricional por porción y el valor porcentual diario basado en una dieta de 2,000 calorías. Su objetivo es brindar a los consumidores un perfil de la composición de nutrientes del producto alimenticio y su inclusión es obligatoria en muchos países, incluido Ecuador [3, 8]. Las etiquetas de información nutricional complementaria, como su nombre indica, están destinadas a ayudar a los consumidores a interpretar mejor la etiqueta de declaración de nutrientes para mejorar su comprensión del contenido nutricional de los productos alimenticios. Hay dos tipos de etiquetas nutricionales suplementarias: sistemas de resumen y específicos de nutrientes [9]. Las etiquetas de nutrición suplementaria específicas de nutrientes indican información sobre algunos ingredientes clave, mientras que los sistemas de resumen proporcionan una puntuación general de nutrientes (por ejemplo, un número o estrellas) [9]. La etiqueta TL es una etiqueta nutricional complementaria específica de nutrientes. A diferencia de la etiqueta TL adoptada en otras regiones que contiene información sobre 5 nutrientes [9], la etiqueta TL en Ecuador solo denota el contenido de 3 ingredientes: azúcar, grasa y sal [3] (Fig 1).

Fuente: Propia con imágenes de www.pacakingnews.co.uk y Freire et al. [18].

El reglamento de etiquetado ecuatoriano considera cuatro niveles de concentración para cada uno de los tres nutrientes: bajo, medio, elevado y no contiene (Tabla 1). Para cada nutriente, una luz verde y la palabra Bajo se utilizan si la concentración se considera baja. Del mismo modo, una luz amarilla y la palabra Medio y una luz roja y la palabra Elevado se utilizan para concentraciones medias y altas de los nutrientes, respectivamente. Si el producto alimenticio no contiene un nutriente, no se utiliza ningún semáforo sino un "no contieneEl mensaje ”se agrega antes del nombre del nutriente que no está presente.

Según el reglamento técnico [3], la presencia de la etiqueta TL es adicional a la etiqueta de declaración de nutrientes, puede colocarse en la parte delantera o trasera del envase del producto y su tamaño debe ser acorde al tamaño del panel elegido. (entre 15 y 32%). Dada la forma redondeada de los envases de bebidas gaseosas, la etiqueta TL se coloca en el "lateral" de la botella, mientras que el "frente" contiene el nombre del producto.

Revisión de literatura

Existe una abundante literatura que evalúa la aceptabilidad por parte de los consumidores y la eficacia de las etiquetas nutricionales suplementarias para ayudar a los consumidores a identificar alternativas de alimentos más saludables en entornos controlados y experimentales, pero muy poca literatura que evalúa empíricamente su efecto sobre el comportamiento real del consumidor.

En general, la literatura sugiere que el etiquetado TL es más efectivo que otros tipos de etiquetas de información nutricional complementaria para ayudar a los consumidores a identificar productos más saludables. Se ha descubierto que es más probable que los consumidores identifiquen productos más saludables cuando se utiliza el etiquetado TL en comparación con el etiquetado GDA [10, 11]. Además, los consumidores pueden interpretar mejor la información nutricional cuando se utiliza TL en relación con el etiquetado GDA y también cuando no se proporciona información nutricional complementaria [12]. Algunos autores también argumentan que el etiquetado TL no solo ayuda a los consumidores a identificar mejor la salubridad del producto, sino que también reduce la complejidad de la toma de decisiones debido a su simplicidad [13]. Si bien los consumidores pueden comprender el TL, la evidencia de su efectividad en la decisión de compra prevista o hipotética es mixta [14, 15].

Con respecto a la literatura que evalúa el efecto del etiquetado TL sobre el comportamiento real de compra del consumidor, Sacks et al. evaluó las ventas minoristas de comidas preparadas y bocadillos en el Reino Unido después de la introducción de un etiquetado TL voluntario en el paquete de las marcas propias del minorista [6]. Si bien en el Reino Unido no se requiere el etiquetado de información nutricional complementaria, el Ministerio Público de Salud recomienda su uso. Durante el período del estudio, los consumidores disponían de productos con y sin etiquetas TL. Para evaluar la efectividad del etiquetado TL para promover la compra de alternativas más saludables, el estudio evaluó la asociación entre el cambio en las ventas después de la introducción de la etiqueta y la salubridad de los productos según el color de las etiquetas TL. Los resultados no mostraron una asociación significativa entre estas dos variables. Otro estudio realizado en Australia evaluó las ventas en línea de 53 productos alimenticios con y sin la etiqueta TL que se muestra en el sitio web del producto. Los resultados del estudio tampoco sugirieron ninguna asociación entre el cambio en las ventas de los productos después de la introducción de las etiquetas y su salubridad [16]. Una limitación de ambos estudios es que se realizaron durante períodos de tiempo muy cortos [6, 16]. Otro estudio de venta minorista realizado en los Estados Unidos, encontró que el etiquetado TL en la tienda cuando se combina con incentivos financieros redujo modestamente el consumo de bebidas azucaradas después de 5 meses de la introducción del TL [17].

Finalmente, solo identificamos tres estudios relacionados con el uso del etiquetado TL en Ecuador [18, 19, 20]. Estos estudios encontraron que, si bien los consumidores indican que conocen y comprenden la etiqueta TL, también reconocen que su presencia no influye en sus decisiones de compra [19, 20]. Ninguno de estos estudios evaluó el efecto del etiquetado TL sobre el comportamiento real de compra.

Marco conceptual

Según la teoría neoclásica del consumidor, los consumidores maximizan la utilidad del consumo de bienes y servicios sujetos a una restricción presupuestaria. La función de utilidad representa las preferencias del consumidor que se basan en el conocimiento y la información que tienen disponible (es decir, el conjunto de información del consumidor). La introducción de una política como el etiquetado TL pone a disposición nueva información que los consumidores pueden utilizar en su proceso de toma de decisiones como parte de su conjunto de información. Como resultado, la curva de demanda de refrescos después de la introducción del TL puede no ser la misma que la anterior a la introducción del etiquetado TL [21]. Por lo tanto, la información en general, y las etiquetas TL en particular, pueden cambiar y rotar la curva de demanda (ver también Teisl, Bockastael y Levy's 2001 para una formulación teórica alternativa [22]), ya que cambian la disposición de pago del consumidor (WTP ) para un producto. Un cambio en la curva de demanda corresponde al caso en que el efecto sobre la DAP de un producto debido a la información es el mismo para todos los consumidores. Por otro lado, la rotación en la curva de demanda corresponde al caso en el que el efecto en los valores de la DAP difiere entre los consumidores [23, 24]

Con fines ilustrativos, considere las demandas del mercado de refrescos carbonatados con alto contenido de azúcar, refrescos carbonatados con bajo contenido de azúcar (Fig. 2) y únicamente efectos de cambio. El etiquetado TL tiene como objetivo reducir el consumo de azúcar de los refrescos al inducir un cambio a la baja en la demanda de refrescos carbonatados con alto contenido de azúcar (de HS0 a HS1) y un cambio ascendente en la demanda de refrescos carbonatados bajos en azúcar (de LS0 a LS1).

Los desplazamientos provocan cambios en las cantidades y precios de equilibrio en ambos mercados. El cambio a la baja de HS0 a HS1 en el mercado de refrescos con alto contenido de azúcar provoca una reducción en la cantidad de equilibrio demandada de Q0 a Q1 y una disminución en el precio de equilibrio de P0 cima1. Del mismo modo, el desplazamiento hacia arriba de LS0 a LS1 provoca un aumento en las cantidades y precios de equilibrio de las bebidas bajas en azúcar. Si, como era de esperar, los refrescos carbonatados ricos y bajos en azúcar son sustitutos, el aumento del precio de los refrescos carbonatados bajos en azúcar desplaza hacia arriba la curva de demanda de refrescos carbonatados ricos en azúcar y la disminución del precio de las refrescos carbonatadas altas en azúcar se desplaza hacia arriba. hacia abajo de la curva de demanda de refrescos carbonatados bajos en azúcar, por lo tanto, ambas curvas tenderían a mover las curvas hacia sus posiciones originales. Por tanto, el efecto final de la política depende de la magnitud de los cambios en la demanda, así como de las relaciones entre la oferta y la demanda.

En aras de la simplicidad, el modelo teórico antes mencionado solo considera los mercados para dos productos de refrescos carbonatados agregados (alto contenido de azúcar y bajo contenido de azúcar), pero destaca los efectos de mercado esperados del etiquetado TL, así como la importancia de considerar las interdependencias del mercado en los análisis. El modelo empírico utilizado en este estudio tiene en cuenta varios productos de CSD, así como otros productos alimenticios, y utiliza datos a nivel micro para evaluar el impacto final de la política de TL sobre la demanda de productos de CSD. Nuestro enfoque empírico también nos permite evaluar el efecto de la TL en la pendiente de las curvas de demanda. Se esperaría que la información en la etiqueta hiciera que las bebidas carbonatadas con alto contenido de azúcar fueran más sensibles a los cambios en el precio propio (es decir, más pronunciadas) y las bebidas carbonatadas bajas en azúcar menos sensibles a los cambios en el precio propio (es decir, más planas).


Bebidas azucaradas

Las bebidas azucaradas (también categorizadas como bebidas endulzadas con azúcar o refrescos) se refieren a cualquier bebida con azúcar agregada u otros edulcorantes (jarabe de maíz con alto contenido de fructosa, sacarosa, concentrados de jugo de frutas y más). Esto incluye refrescos, refrescos, refrescos de cola, tónicos, ponche de frutas, limonada (y otros "ades"), bebidas endulzadas en polvo, así como bebidas deportivas y energéticas.

Como categoría, estas bebidas son la fuente más grande de calorías y azúcar agregada en la dieta de los EE. UU. [1, 2] En otras partes del mundo, particularmente en los países en desarrollo, el consumo de bebidas azucaradas está aumentando drásticamente debido a la urbanización generalizada y la comercialización de bebidas. [3]

¿Qué tan dulce es?

Aparte de los refrescos, las bebidas energéticas tienen tanta azúcar como los refrescos, suficiente cafeína para elevar la presión arterial y aditivos cuyos efectos sobre la salud a largo plazo se desconocen. Por estas razones, es mejor evitar las bebidas energéticas. La guía también incluye bebidas deportivas. Aunque está diseñado para proporcionar a los atletas carbohidratos, electrolitos y líquidos durante los entrenamientos de alta intensidad que duran una hora o más, para todos los demás son simplemente otra fuente de calorías y azúcar.

También se ofrecen bebidas naturalmente altas en azúcar como jugos 100% de frutas. Si bien el jugo a menudo contiene nutrientes saludables como vitaminas, minerales y fitoquímicos, también debe limitarse, ya que contiene la misma cantidad de azúcar (aunque de azúcares de frutas naturales) y calorías que los refrescos.

Bebidas azucaradas y salud

Cuando se trata de clasificar las bebidas como las mejores para nuestra salud, las bebidas azucaradas se encuentran al final de la lista porque proporcionan muchas calorías y prácticamente ningún otro nutriente. Las personas que beben bebidas azucaradas no se sienten tan llenas como si hubieran ingerido las mismas calorías de los alimentos sólidos, y las investigaciones indican que tampoco compensan el alto contenido calórico de estas bebidas comiendo menos alimentos. [4] La lata promedio de refresco o ponche de frutas endulzado con azúcar proporciona alrededor de 150 calorías, casi todas de azúcar agregada. Si bebiera solo una de estas bebidas azucaradas todos los días y no redujera las calorías en otros lugares, podría aumentar hasta 5 libras en un año. Más allá del aumento de peso, el consumo rutinario de estas bebidas con alto contenido de azúcar puede aumentar el riesgo de diabetes tipo 2, enfermedades cardíacas y otras enfermedades crónicas. Además, un mayor consumo de bebidas azucaradas se ha relacionado con un mayor riesgo de muerte prematura. [36]

Cuantas más onzas de bebidas azucaradas ingiera una persona cada día, más calorías ingiere más tarde en el día. Esto es lo contrario de lo que sucede con los alimentos sólidos, ya que las personas tienden a compensar una comida abundante ingiriendo menos calorías en una comida posterior. Este efecto compensatorio no parece estar presente después de consumir refrescos, por varias posibles razones:

  • Los líquidos no brindan la misma sensación de saciedad o satisfacción que los alimentos sólidos, ya que el cuerpo no "registra" las calorías líquidas como lo hace con las calorías de los alimentos sólidos. Esto puede hacer que una persona siga comiendo incluso después de ingerir una bebida alta en calorías.
  • Es posible que los refrescos de sabor dulce, independientemente de si están endulzados con azúcar o con un sustituto del azúcar sin calorías, puedan estimular el apetito por otros alimentos dulces con alto contenido de carbohidratos.
  • Aunque los refrescos pueden contener más azúcar que una galleta, debido a que las personas piensan en los refrescos como una bebida y las galletas como un postre, es más probable que limiten los alimentos que las bebidas.

Docenas de estudios han explorado los posibles vínculos entre los refrescos y el peso, y muestran de manera consistente que un mayor consumo de refrescos se asocia con un aumento de la ingesta de energía (calorías).

  • Un metanálisis de 88 estudios mostró que el efecto parecía ser más fuerte en las mujeres. [5]
  • Los estudios en niños y adultos han encontrado que reducir el consumo de bebidas azucaradas puede conducir a un mejor control del peso entre quienes inicialmente tienen sobrepeso. [6,7]
  • Una prueba de 18 meses que involucró a 641 niños principalmente de peso normal asignados al azar para recibir una bebida sin azúcar y endulzada artificialmente (grupo sin azúcar) o una bebida similar que contiene azúcar (grupo de azúcar) encontró que el reemplazo de bebidas que contienen azúcar con bebidas no calóricas redujo el aumento de peso y la acumulación de grasa en los niños con peso normal. [8]
  • Otros estudios han encontrado un vínculo significativo entre el consumo de bebidas azucaradas y el aumento de peso en los niños. [9] Un estudio encontró que por cada refresco adicional de 12 onzas que los niños consumían cada día, las probabilidades de volverse obesos aumentaban en un 60% durante un año y medio de seguimiento. [10]
  • Un estudio de 20 años en 120,000 hombres y mujeres encontró que las personas que aumentaron su consumo de bebidas azucaradas en una porción de 12 onzas por día aumentaron más de peso con el tiempo (en promedio, una libra extra cada 4 años) que las personas que no cambiaron su consumo. [11]
  • Un estudio pionero de 33,097 personas mostró que entre las personas con una predisposición genética a la obesidad, las que bebían bebidas azucaradas tenían más probabilidades de ser obesas que las que no lo hacían. [12] Este estudio es importante porque sugiere que el riesgo genético de obesidad no necesita convertirse en una realidad si se siguen hábitos saludables, como evitar las bebidas azucaradas. Por otro lado, el riesgo de obesidad genética parece aumentar al consumir bebidas azucaradas. Lea una entrevista con el investigador principal del estudio.

Alternativamente, beber agua en lugar de bebidas azucaradas o jugos de frutas se asocia con un menor aumento de peso a largo plazo. [13]

Las personas que consumen bebidas azucaradas con regularidad (de 1 a 2 latas al día o más) tienen un riesgo 26% mayor de desarrollar diabetes tipo 2 que las personas que rara vez toman estas bebidas. [14] Los riesgos son aún mayores en adultos jóvenes y asiáticos.

Hay pruebas contundentes que indican que los refrescos endulzados con azúcar contribuyen al desarrollo de la diabetes.

  • El Nurses ’Health Study exploró esta conexión siguiendo la salud de más de 90.000 mujeres durante ocho años. Las enfermeras que dijeron que tomaban una o más porciones al día de un refresco o ponche de frutas endulzadas con azúcar tenían el doble de probabilidades de haber desarrollado diabetes tipo 2 durante el estudio que las que rara vez tomaban estas bebidas. [15]
  • Recientemente, se observó un aumento similar en el riesgo de diabetes con el aumento del consumo de refrescos y bebidas de frutas en el Black Women’s Health Study, un estudio a largo plazo en curso de casi 60,000 mujeres afroamericanas de todas partes de los Estados Unidos. [16] Curiosamente, el aumento del riesgo con los refrescos estaba estrechamente relacionado con el aumento de peso.
  • En el Framingham Heart Study, los hombres y mujeres que tomaban uno o más refrescos al día tenían un 25 por ciento más de probabilidades de haber desarrollado problemas para controlar el azúcar en sangre y casi un 50 por ciento más de probabilidades de haber desarrollado síndrome metabólico. [17]
  • Un estudio de 2019 que analizó datos de 22 a 26 años de más de 192,000 hombres y mujeres que participaron en tres estudios a largo plazo (el Estudio de salud de las enfermeras, el Estudio de salud de las enfermeras II y el Estudio de seguimiento de los profesionales de la salud ) encontraron que el aumento de la ingesta total de bebidas azucaradas, incluidas las bebidas endulzadas con azúcar y el jugo 100% de fruta, en más de 4 onzas por día durante un período de cuatro años se asoció con un riesgo 16% mayor de diabetes tipo 2 en los siguientes cuatro años . [37]
    • El aumento del consumo de bebidas endulzadas artificialmente en más de 4 onzas por día durante cuatro años se relacionó con un 18% más de riesgo de diabetes, pero los autores señalan que estos hallazgos deben interpretarse con precaución debido a la posibilidad de una causalidad inversa (personas que ya tienen un alto riesgo de la diabetes puede cambiar de bebidas azucaradas a bebidas dietéticas) y sesgo de vigilancia (es más probable que las personas de alto riesgo se sometan a pruebas de detección de diabetes y, por lo tanto, se les diagnostique más rápidamente).
    • El estudio también encontró que beber más bebidas endulzadas artificialmente en lugar de bebidas azucaradas no pareció disminuir el riesgo de diabetes. Sin embargo, reemplazar una porción diaria de una bebida azucarada con agua, café o té se vinculó con un 2 a 10% menos de riesgo de diabetes.
    • Un estudio que siguió a 40.000 hombres durante dos décadas encontró que aquellos que consumían en promedio una lata de una bebida azucarada por día tenían un 20% más de riesgo de sufrir un ataque cardíaco o morir de un ataque cardíaco que los hombres que rara vez consumían bebidas azucaradas. [18]
    • Un estudio relacionado en mujeres encontró un vínculo similar entre bebidas azucaradas y enfermedades cardíacas. El Nurses 'Health Study, que rastreó la salud de casi 90,000 mujeres durante dos décadas, encontró que las mujeres que bebían más de dos porciones de bebidas azucaradas al día tenían un riesgo 40 por ciento más alto de ataques cardíacos o muerte por enfermedad cardíaca que las mujeres que rara vez bebía bebidas azucaradas. [19]
      • Las personas que beben muchas bebidas azucaradas a menudo tienden a pesar más y comen menos saludablemente que las personas que no beben bebidas azucaradas, y los voluntarios del Estudio de salud de las enfermeras no fueron la excepción. Pero los investigadores tuvieron en cuenta las diferencias en la calidad de la dieta, la ingesta de energía y el peso entre los voluntarios del estudio. Descubrieron que tener una dieta saludable, o tener un peso saludable, solo disminuía ligeramente el riesgo asociado con el consumo de bebidas azucaradas.
      • Esto sugiere que pesar demasiado, o simplemente comer demasiadas calorías, puede explicar solo en parte la relación entre las bebidas azucaradas y las enfermedades cardíacas. También se puede atribuir cierto riesgo a los efectos metabólicos de la fructosa del azúcar o JMAF utilizados para endulzar estas bebidas.
      • Los efectos adversos de la alta carga glucémica de estas bebidas sobre la glucosa en sangre, las fracciones de colesterol y los factores inflamatorios probablemente también contribuyan al mayor riesgo de enfermedad cardíaca. Lea más sobre el azúcar en sangre y la carga glucémica.

      Un estudio de 22 años de duración de 80.000 mujeres encontró que las que consumían una lata de bebida azucarada al día tenían un 75% más de riesgo de gota que las mujeres que rara vez tomaban esas bebidas. [20] Los investigadores encontraron un riesgo igualmente elevado en los hombres. [21]

      Los refrescos pueden representar un desafío único para la salud de los huesos:

      • La soda contiene altos niveles de fosfato.
      • El consumo de más fosfato que calcio puede tener un efecto perjudicial sobre la salud ósea. [22]
      • Recibiendo suficiente calcioes extremadamente importante durante la niñez y la adolescencia, cuando se forman los huesos.
      • Los refrescos generalmente carecen de calcio y otros nutrientes saludables, sin embargo, se comercializan activamente entre los grupos de jóvenes.
      • La leche es una buena fuente de calcio y proteínas, y también proporciona vitamina D, vitamina B6, vitamina B12 y otros micronutrientes.
        • Existe un patrón inverso entre el consumo de refrescos y el consumo de leche: cuando uno sube, el otro baja. [5]

        Según un gran estudio a largo plazo de 37,716 hombres y 80,647 mujeres en los EE. UU., Cuantas más bebidas azucaradas beben las personas, mayor es el riesgo de muerte prematura, particularmente por enfermedades cardiovasculares y, en menor medida, por cáncer. [36]

        • Después de ajustar los principales factores de la dieta y el estilo de vida, los investigadores encontraron que cuantas más bebidas azucaradas bebía una persona, más aumentaba su riesgo de muerte prematura por cualquier causa. En comparación con beber bebidas azucaradas menos de una vez al mes, beber de una a cuatro por mes se asoció con un aumento del riesgo del 1% de dos a seis por semana con un aumento del 6% de una a dos por día con un aumento del 14% y dos o más por día con un aumento del 21%. El mayor riesgo de muerte prematura relacionado con el consumo de bebidas azucaradas fue más evidente entre las mujeres que entre los hombres.
        • Hubo un vínculo particularmente fuerte entre beber bebidas azucaradas y un mayor riesgo de muerte prematura por enfermedad cardiovascular. En comparación con los bebedores poco frecuentes, los que bebían dos o más porciones al día tenían un 31% más de riesgo de muerte prematura por enfermedad cardiovascular. Cada porción adicional por día de bebida azucarada se relacionó con un 10% más de riesgo de muerte relacionada con enfermedades cardiovasculares.
        • Tanto entre hombres como entre mujeres, hubo un vínculo modesto entre el consumo y el riesgo de muerte prematura por cáncer.
        • El estudio también encontró que beber una bebida endulzada artificialmente por día en lugar de una azucarada reducía el riesgo de muerte prematura. Sin embargo, beber cuatro o más bebidas endulzadas artificialmente al día se asoció con un mayor riesgo de mortalidad en las mujeres, por lo que los investigadores advirtieron contra el consumo excesivo de bebidas endulzadas artificialmente.

        Bebida azucarada sobredimensionada y la epidemia de obesidad

        Existe suficiente evidencia científica de que la disminución del consumo de bebidas endulzadas con azúcar reducirá la prevalencia de la obesidad y las enfermedades relacionadas con la obesidad. [23] Desafortunadamente, las bebidas azucaradas son una bebida de elección habitual para millones de personas en todo el mundo y una de las principales causas de la epidemia de obesidad.

        Para agravar el problema, el tamaño de las porciones de bebidas azucaradas ha aumentado drásticamente en los últimos 40 años, lo que ha llevado a un mayor consumo entre niños y adultos:

        • Antes de la década de 1950, las botellas de refrescos estándar pesaban 6.5 onzas. En la década de 1950, los fabricantes de refrescos introdujeron tamaños más grandes, incluida la lata de 12 onzas, que estuvo ampliamente disponible en 1960. [24] A principios de la década de 1990, las botellas de plástico de 20 onzas se convirtieron en la norma. [25] Hoy en día, las botellas de plástico con forma de contorno están disponibles en tamaños aún más grandes, como 1 litro.
        • En la década de 1970, las bebidas azucaradas constituían aproximadamente el 4% de la ingesta diaria de calorías en los EE. UU. En 2001, que había aumentado a aproximadamente el 9%. [26]
        • Los niños y jóvenes en los EE. UU. Consumieron un promedio de 224 calorías por día de bebidas azucaradas entre 1999 y 2004, casi el 11% de su ingesta diaria de calorías. [27] De 1989 a 2008, las calorías de las bebidas azucaradas aumentaron en un 60% en los niños de 6 a 11 años, de 130 a 209 calorías por día, y el porcentaje de niños que las consumieron aumentó del 79% al 91%. [28] En 2005, las bebidas azucaradas (gaseosas, energéticas, bebidas deportivas) fueron la principal fuente de calorías en las dietas de los adolescentes (226 calorías por día), superando a la pizza (213 calorías por día). [2]
        • Aunque el consumo de bebidas azucaradas en los EE. UU. Ha disminuido en la última década, [29] la mitad de la población consume bebidas azucaradas en un día determinado 1 de cada 4 personas obtiene al menos 200 calorías de dichas bebidas y el 5% obtiene al menos 567 calorías— equivalente a cuatro latas de refresco. [30] Estos niveles de ingesta exceden las recomendaciones dietéticas para consumir no más del 10% del total de calorías diarias provenientes del azúcar agregado [31]
        • A nivel mundial, y en los países en desarrollo en particular, el consumo de bebidas azucaradas está aumentando drásticamente debido a la urbanización generalizada y la comercialización de bebidas. [3]

        El papel del marketing de bebidas azucaradas

        Las empresas de bebidas gastan miles de millones de dólares en la comercialización de bebidas azucaradas, pero en general rechazan las sugerencias de que sus productos y tácticas de marketing desempeñan algún papel en la epidemia de obesidad. [32]

        • En 2013, Coca-Cola lanzó un anuncio de “anti-obesidad” reconociendo que los refrescos endulzados y muchos otros alimentos y bebidas han contribuido a la epidemia de obesidad. La compañía anunció su amplia gama de bebidas sin calorías y alentó a las personas a asumir la responsabilidad de sus propias opciones de bebidas y peso. Las respuestas al anuncio fueron mixtas, y muchos expertos lo calificaron de engañoso e inexacto al señalar los peligros para la salud de los refrescos.

        Para aumentar la confusión, los estudios financiados por la industria de las bebidas tienen entre cuatro y ocho veces más probabilidades de mostrar un hallazgo favorable para la industria que los estudios financiados de forma independiente. [33]

        También es importante tener en cuenta que una parte importante del marketing de bebidas azucaradas suele estar dirigida directamente a niños y adolescentes. [34]

        • Un análisis de 2019 realizado por el Centro Rudd de Política Alimentaria y Obesidad de UConn encontró que los niños de 2 a 11 años vieron el doble de anuncios de bebidas azucaradas que de otras bebidas, y también vieron cuatro veces más anuncios de ciertas bebidas que los adultos. [35] Los investigadores también analizaron cerca de 70 & # 8220bebidas para niños & # 8217s & # 8221 (aquellas comercializadas para padres y / o directamente para niños), y encontraron que las bebidas endulzadas contribuyeron al 62% de las ventas de bebidas para niños en 2018, incluidos $ 1.2 mil millones en bebidas de frutas. (90% de las ventas de bebidas endulzadas para niños) y $ 146 millones en ventas de agua saborizada y endulzada.

        Reducir las bebidas azucaradas

        Cuando se trata de nuestra salud, está claro que se deben evitar las bebidas azucaradas. Existe una variedad de bebidas más saludables que se pueden consumir en su lugar, siendo el agua la mejor opción.

        Por supuesto, si usted es un bebedor frecuente de refrescos, es más fácil decirlo que hacerlo. Si lo que te gusta es la carbonatación, prueba el agua con gas. Si el sabor es demasiado suave, pruebe con agua con gas con sabor natural. Si aún es demasiado, agregue un chorrito de jugo, cítricos en rodajas o incluso algunas hierbas frescas. También puede hacer esto con té casero, como este té helado espumoso con limón, pepino y menta.

        ¿Qué pasa con los refrescos "dietéticos" u otras bebidas con edulcorantes bajos en calorías?

        Acción más allá del nivel individual

        Reducir nuestra preferencia por las bebidas dulces requerirá una acción concertada en varios niveles, por parte de científicos creativos de alimentos y comercializadores de la industria de bebidas, así como de consumidores individuales y familias, escuelas y lugares de trabajo, y el gobierno estatal y federal. Debemos trabajar juntos por esta causa valiosa y urgente: aliviar el costo y la carga de las enfermedades crónicas asociadas con las epidemias de obesidad y diabetes en los EE. UU. Y en todo el mundo. Afortunadamente, las bebidas azucaradas son un tema creciente en los debates sobre políticas tanto a nivel nacional como internacional. Obtenga más información sobre cómo las diferentes partes interesadas pueden actuar contra las bebidas azucaradas.

        Relacionado

        1. Hu FB, Malik VS. Bebidas azucaradas y riesgo de obesidad y diabetes tipo 2: evidencia epidemiológica. Fisiología y comportamiento del amplificador. 2010 abril 26100 (1): 47-54.
        2. Instituto Nacional del Cáncer. Fuentes de calorías de azúcares añadidos entre la población de EE. UU., 2005-2006. Sitio web de la Subdivisión de Métodos y Monitoreo de Factores de Riesgo. Programa de Investigación Aplicada. Ingesta media de azúcares añadidos y contribución porcentual de varios alimentos entre la población de EE. UU. http://riskfactor.cancer.gov/diet/foodsources/added_sugars/.
        3. Malik VS, Willett WC, Hu FB. Obesidad global: tendencias, factores de riesgo e implicaciones políticas. Nature Reviews Endocrinología. 9 de enero de 2013 (1): 13.
        4. Pan A, Hu FB. Efectos de los carbohidratos sobre la saciedad: diferencias entre alimentos líquidos y sólidos. Opinión actual sobre nutrición clínica y atención metabólica. 114 (4) de julio de 2011: 385-90.
        5. Vartanian LR, Schwartz MB, Brownell KD. Efectos del consumo de refrescos en la nutrición y la salud: una revisión sistemática y un metanálisis. Revista americana de salud pública. 2007 Abril de 1997 (4): 667-75.
        6. Chen L, Appel LJ, Loria C, Lin PH, Champagne CM, Elmer PJ, Ard JD, Mitchell D, Batch BC, Svetkey LP, Caballero B. La reducción del consumo de bebidas azucaradas se asocia con la pérdida de peso: el ensayo PREMIER . La revista americana de nutrición clínica. 2009 abril 189 (5): 1299-306.
        7. Ebbeling CB, Feldman HA, Osganian SK, Chomitz VR, Ellenbogen SJ, Ludwig DS. Efectos de la disminución del consumo de bebidas endulzadas con azúcar sobre el peso corporal en adolescentes: un estudio piloto aleatorizado y controlado. Pediatría. 2006 Mar 1117 (3): 673-80.
        8. de Ruyter JC, Olthof MR, Seidell JC, Katan MB. Un ensayo de bebidas sin azúcar o endulzadas con azúcar y peso corporal en niños. Revista de Medicina de Nueva Inglaterra. 2012 Oct 11367 (15): 1397-406.
        9. Malik VS, Willett WC, Hu FB. Bebidas azucaradas e IMC en niños y adolescentes: reanálisis de un metanálisis. La revista americana de nutrición clínica. 189 (1) de enero de 2009: 438-9.
        10. Ludwig DS, Peterson KE, Gortmaker SL. Relación entre el consumo de bebidas azucaradas y la obesidad infantil: un análisis observacional prospectivo. La lanceta. 2001 de febrero de 17357 (9255): 505-8.
        11. Mozaffarian D, Hao T, Rimm EB, Willett WC, Hu FB. Cambios en la dieta y el estilo de vida y aumento de peso a largo plazo en mujeres y hombres. Revista de Medicina de Nueva Inglaterra. 2011 junio 23364 (25): 2392-404.
        12. Qi Q, Chu AY, Kang JH, Jensen MK, Curhan GC, Pasquale LR, Ridker PM, Hunter DJ, Willett WC, Rimm EB, Chasman DI. Bebidas azucaradas y riesgo genético de obesidad. Revista de Medicina de Nueva Inglaterra. 2012 Oct 11367 (15): 1387-96.
        13. Pan A, Malik VS, Hao T, Willett WC, Mozaffarian D, Hu FB. Cambios en la ingesta de agua y bebidas y cambios de peso a largo plazo: resultados de tres estudios de cohorte prospectivos. Revista internacional de obesidad. 37 de octubre de 2013 (10): 1378.
        14. Malik VS, Popkin BM, Bray GA, Després JP, Willett WC, Hu FB. Bebidas azucaradas y riesgo de síndrome metabólico y diabetes tipo 2: un metanálisis. Diabetescuidado. 2010 Nov 133 (11): 2477-83.
        15. Schulze MB, Manson JE, Ludwig DS, Colditz GA, Stampfer MJ, Willett WC, Hu FB. Bebidas azucaradas, aumento de peso e incidencia de diabetes tipo 2 en mujeres jóvenes y de mediana edad. JAMA. 2004 agosto 25292 (8): 927-34.
        16. Palmer JR, Boggs DA, Krishnan S, Hu FB, Singer M, Rosenberg L.Bebidas azucaradas e incidencia de diabetes mellitus tipo 2 en mujeres afroamericanas. Archivos de medicina interna. 28 de julio de 2008 (14): 1487-92.
        17. Dhingra R, Sullivan L, Jacques PF, Wang TJ, Fox CS, Meigs JB. D, Agostino RB, Gaziano JM, Vasan RS: consumo de refrescos y riesgo de desarrollar factores de riesgo cardiometabólico y síndrome metabólico en adultos de mediana edad de la comunidad. Circulación. 2007116:480-8.
        18. De Koning L., Malik VS, Kellogg MD, Rimm EB, Willett WC, Hu FB. Consumo de bebidas azucaradas, enfermedad coronaria incidente y biomarcadores de riesgo en hombres. Circulación. 2012 Abril 10125 (14): 1735-41.
        19. Fung TT, Malik V, Rexrode KM, Manson JE, Willett WC, Hu FB.Consumo de bebidas azucaradas y riesgo de enfermedad coronaria en mujeres. La revista americana de nutrición clínica. 2009 de febrero de 1189 (4): 1037-42.
        20. Choi HK, Willett W, Curhan G. Bebidas ricas en fructosa y riesgo de gota en mujeres. JAMA. 2010 noviembre 24304 (20): 2270-8.
        21. Choi HK, Curhan G. Refrescos, consumo de fructosa y riesgo de gota en hombres: estudio de cohorte prospectivo. BMJ. 2008 febrero 7336 (7639): 309-12.
        22. Malik VS, Schulze MB, Hu FB. Consumo de bebidas azucaradas y aumento de peso: una revisión sistemática–. La revista americana de nutrición clínica. 2006 agosto 184 (2): 274-88.
        23. Hu FB. Resuelto: existe suficiente evidencia científica de que la disminución del consumo de bebidas endulzadas con azúcar reducirá la prevalencia de la obesidad y las enfermedades relacionadas con la obesidad. Reseñas de obesidad. 14 de agosto de 2013 (8): 606-19.
        24. La compañia de coca Cola. Historia del embotellado. Consultado en junio de 2013: https://www.coca-colacompany.com/our-company/history-of-bottling
        25. Jacobson M. Caramelos líquidos: cómo los refrescos están dañando la salud de los estadounidenses. Washington, DC: Centro para la ciencia en el interés público 2005.
        26. Nielsen SJ, Popkin BM. Cambios en la ingesta de bebidas entre 1977 y 2001. Revista estadounidense de medicina preventiva. 127 (3) de octubre de 2004: 205-10.
        27. Wang YC, Bleich SN, Gortmaker SL. Aumento del aporte calórico de las bebidas azucaradas y los jugos 100% de frutas entre los niños y adolescentes de EE. UU., 1988-2004. Pediatría. 2008 junio 1121 (6): e1604-14.
        28. Lasater G, Piernas C, Popkin BM. Patrones y tendencias de bebidas entre los niños en edad escolar en los EE. UU., 1989-2008. Diario de nutrición. 10 de diciembre de 2011 (1): 103.
        29. Galés JA, Sharma AJ, Grellinger L, Vos MB. El consumo de azúcares añadidos está disminuyendo en los Estados Unidos–. La revista americana de nutrición clínica. 2011 julio 1394 (3): 726-34.
        30. Ogden CL, Kit BK, Carroll MD, Park S. Consumo de bebidas azucaradas en Estados Unidos, 2005-2008. Hyattsville, MD: Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU., Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, Centro Nacional de Estadísticas de Salud 2011 Ago.
        31. Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU. Y Departamento de Agricultura de EE. UU. 2015-2020 Pautas dietéticas para estadounidenses. 8ª Edición. Diciembre de 2015. Disponible en http://health.gov/dietaryguidelines/2015/guidelines/.
        32. Coca-Cola: ¡No nos culpe por la epidemia de obesidad! The New York Daily News 8 de junio de 2012.
        33. Menor LI, Ebbeling CB, Goozner M, Wypij D, Ludwig DS. Relación entre fuente de financiación y conclusión entre artículos científicos relacionados con la nutrición. Medicina PLoS. 94 de enero de 2007 (1): e5.
        34. Comisión Federal de Comercio de EE. UU. Comercialización de alimentos para niños y adolescentes: una revisión de los gastos, las actividades y la autorregulación de la industria. Washington, DC: Comisión Federal de Comercio de EE. UU. 2008.
        35. Harris J, Romo-Palafox M, Choi Y, Kibwana A. Bebida para niños y n. ° 8217HECHOS 2019: Ventas, nutrición y marketing de bebidas para niños y # 8217s. UConn Rudd Center for Food Policy and Obesity 2019.
        36. Malik V, Li Y, Pan A, De Koning L, Schernhammer E, Willett W, Hu F. Consumo a largo plazo de bebidas azucaradas y endulzadas artificialmente y riesgo de mortalidad en adultos estadounidenses. Circulación. 2019 18 de marzo.
        37. Drouin-Chartier JP, Zheng Y, Li Y, Malik V, Pan A, Bhupathiraju SN, Manson JE, Tobias DK, Willett WC y Hu FB. Cambios en el consumo de bebidas azucaradas y bebidas endulzadas artificialmente y el riesgo subsiguiente de diabetes tipo 2: resultados de tres grandes cohortes prospectivas de mujeres y hombres en EE. UU. Cuidado de la diabetes. en línea 2019 Oct 3.

        Condiciones de uso

        El contenido de este sitio web tiene fines educativos y no pretende ofrecer asesoramiento médico personal. Debe buscar el consejo de su médico u otro proveedor de salud calificado con cualquier pregunta que pueda tener con respecto a una condición médica. Nunca ignore el consejo médico profesional ni se demore en buscarlo debido a algo que haya leído en este sitio web. Nutrition Source no recomienda ni respalda ningún producto.


        Edulcorantes bajos en carbohidratos, los mejores y los peores

        Esta guía se basa en evidencia científica, siguiendo nuestra política de guías basadas en evidencia. Haga clic para obtener más información.

        ¿Qué edulcorantes puedes usar en una dieta baja en carbohidratos? Consulte la guía visual a continuación. Los edulcorantes de la izquierda son muy bajos en carbohidratos y, en general, se ha demostrado que tienen poco impacto en los niveles de azúcar en sangre e insulina. 1 Se deben evitar los edulcorantes de la derecha, en la zona roja.

        Números

        Los números anteriores se basan en el efecto que tiene cada edulcorante sobre el azúcar en sangre y la respuesta de la insulina, para una cantidad igual de dulzura en comparación con el azúcar blanco (azúcar 100% puro). Tenga en cuenta que muchos paquetes de edulcorantes contienen una pequeña cantidad de dextrosa, que es azúcar pura.

        Por ejemplo, un paquete de Splenda proporciona aproximadamente la misma dulzura que dos cucharaditas (8 gramos) de azúcar. Cada paquete contiene aproximadamente 0,9 gramos de carbohidratos de dextrosa. Eso & # 8217s 0.9 / 8 = 0.11 veces el efecto del azúcar, para una cantidad igual de dulzura. El azúcar 100% puro tiene un número de 100, por lo que Splenda obtiene un número de 100 x 0,11 = 11.

        Si su objetivo es mantenerse bajo en carbohidratos, manténgase alejado de los edulcorantes a la derecha en la imagen de arriba. Sugerimos utilizar principalmente stevia, eritritol, fruta de monje o xilitol.

        Posibles efectos negativos de todos edulcorantes

        Tenga en cuenta que, si bien los edulcorantes de la izquierda anterior tienen efectos directos mínimos sobre los niveles de insulina y azúcar en sangre, aún pueden tener otros efectos negativos potenciales.

        Los signos de interrogación de los edulcorantes etiquetados como & # 8220zero & # 8221 indican que, aunque parecen no tener efectos sobre la glucosa en sangre y la insulina, aún no se conoce su impacto sobre la obesidad, la diabetes, la salud intestinal y el riesgo a largo plazo de enfermedades metabólicas. Se necesita más investigación sobre los impactos a largo plazo de estos edulcorantes. 2

        Además, se desconocen los efectos de los edulcorantes artificiales en las mujeres embarazadas, el feto en desarrollo y los niños pequeños y podrían ser potencialmente peligrosos para la salud metabólica a largo plazo. 3 Nuevamente, ciertamente se necesita más investigación.

        Además, todos los edulcorantes pueden potencialmente mantener los antojos de alimentos dulces. 4 Además, cuando se agregan a los alimentos & # 8211 como magdalenas o yogur, pueden generar una mayor sensación de recompensa.

        Todos los sabores dulces, ya sea azúcar real o sustitutos del azúcar, actúan sobre los mismos receptores de sabor dulce de la lengua y pueden desencadenar vías de recompensa similares en el cerebro, que algunos investigadores sugieren que pueden mantener la adicción al azúcar y los antojos. 5

        Por lo tanto, al agregar edulcorantes a sus alimentos, puede aumentar el riesgo de que termine comiendo más de lo que necesita. Esto puede ralentizar la pérdida de peso o incluso provocar un aumento de peso. Sin embargo, esto no parece suceder en todos. 6

        Si puede hacerlo, es mejor que evite todos los edulcorantes. Tenga en cuenta que con una dieta baja en carbohidratos, los antojos de alimentos azucarados tienden a disminuir con el tiempo, lo que hace que sea más fácil mantenerse alejado de ellos. 7

        Sin embargo, nos damos cuenta de que el uso moderado de edulcorantes sin azúcar puede ayudar a algunas personas a mantenerse bajas en carbohidratos. Al igual que beber una copa de vino con la cena, pueden encontrar que tomar un brownie bajo en carbohidratos después de la cena es completamente satisfactorio.

        Si desea incluir edulcorantes de vez en cuando, siga leyendo para aprender cómo tomar las mejores decisiones bajas en carbohidratos.

        Usar azúcar como edulcorante

        Tenga en cuenta que muchos edulcorantes: azúcar blanca o morena, jarabe de arce, azúcar de coco y dátiles - tener un número de exactamente 100. Esto se debe a que estos edulcorantes se componen de azúcar. El azúcar también se conoce como sacarosa, que es 50% de glucosa y 50% de fructosa.

        Para obtener la misma cantidad de dulzura que el azúcar blanco, estos edulcorantes tendrán un efecto similar sobre el azúcar en sangre, el peso y la resistencia a la insulina. 8

        El azúcar es potencialmente dañino para su salud, no es de extrañar, por lo que ninguna de estas son buenas opciones, especialmente si sigue una dieta baja en carbohidratos. Evitar.

        Incluso peor que el azúcar: fructosa

        Algunos edulcorantes pueden ser incluso más problemáticos que el azúcar a largo plazo.

        El azúcar regular contiene 50% de glucosa y 50% de fructosa.

        Sin embargo, ciertos edulcorantes contienen más fructosa que glucosa. Estos edulcorantes son más lentos para elevar la glucosa en sangre, lo que resulta en un índice glucémico (IG) engañosamente bajo, una medida de la rapidez con que un alimento que contiene carbohidratos produce un aumento de azúcar en sangre después de ingerirlo. Sin embargo, aún pueden tener efectos potencialmente dañinos.

        El consumo excesivo de fructosa puede aumentar la probabilidad de desarrollar hígado graso y resistencia a la insulina, lo que aumenta el riesgo de aumento de peso y problemas de salud futuros. 9

        Edulcorantes con mayor cantidad de fructosa - jarabe de maíz con alto contenido de fructosa (soda), jugo de frutas concentrado, miel y jarabe de agave - puede tener efectos a largo plazo ligeramente peores que el azúcar puro. 10 Por lo tanto, les damos un número de 100+. ¿Qué edulcorante tiene el mayor contenido de fructosa de todos? Sirope de agave (también llamado néctar de agave). 11

        El jarabe de agave y otros edulcorantes alternativos "saludables" con alto contenido de fructosa a menudo se comercializan como de "índice glucémico bajo" # 8221 porque no elevan el azúcar en la sangre tanto como lo hace el azúcar blanco. Pero posiblemente sean una opción aún peor que el azúcar blanco cuando se trata de su peso y salud debido a los efectos adversos de la fructosa. 12

        Entonces, además de evitar el azúcar, es importante evitar estos edulcorantes con alto contenido de fructosa en una dieta baja en carbohidratos.

        Nuestras 4 mejores recomendaciones

        Si consumir dulces de vez en cuando lo ayuda a mantener su viaje bajo en carbohidratos, estas son nuestras 4 opciones principales:

        Opción # 1: Stevia

        Stevia proviene de la Stevia rebaudiana planta, que es nativa de América del Sur, donde se ha utilizado durante varios cientos de años. Los glucósidos de esteviol extraídos de la planta son los responsables de su sabor dulce.

        • Stevia no contiene carbohidratos ni calorías y no aumenta los niveles de azúcar en sangre. 13
        • Parece ser seguro con un bajo potencial de toxicidad. 14
        • Debido a que la stevia es muy dulce, un poco rinde mucho.
        • La stevia no sabe realmente a azúcar. Tiene un sabor a regaliz y un regusto innegable cuando se usa en cantidades moderadas a grandes. Por lo tanto, recomendamos usarlo con moderación.
        • Es un desafío cocinar para obtener resultados similares a los del azúcar y, a menudo, simplemente no se puede cambiar a recetas existentes.
        • No hay suficientes datos a largo plazo sobre la stevia para estar seguros de su verdadero impacto en la salud de los usuarios frecuentes. 15

        Dulzura: 200-350 veces más dulce que el azúcar de mesa.

        Mejores elecciones: Stevia líquida o stevia en polvo o granulada 100% pura. Tenga en cuenta que algunos paquetes de stevia granulada, como Stevia en crudo, contienen azúcar dextrosa. La marca Truvia contiene eritritol agregado (ver más abajo) pero no dextrosa.

        Opción # 2: Eritritol

        El eritritol es un alcohol de azúcar, un compuesto que se parece al azúcar pero que el cuerpo solo digiere y absorbe parcialmente.

        • El eritritol no eleva los niveles de azúcar en sangre ni de insulina. dieciséis
        • Proporciona casi cero calorías y prácticamente no contiene carbohidratos. Después de ser absorbido, pasa a la orina sin ser utilizado por el cuerpo. 17
        • En su forma granulada o en polvo, es fácil de usar para reemplazar el azúcar real en recetas.
        • El eritritol podría ser útil para prevenir la placa dental y las caries, en comparación con otros edulcorantes. 18
        • El eritritol tiene una notable sensación de frescor en la lengua, especialmente cuando se usa en grandes cantidades.
        • Aunque causa menos problemas digestivos que la mayoría de los alcoholes de azúcar, algunas personas han informado hinchazón, gases y heces blandas después de consumir eritritol.
        • Si bien la absorción de eritritol en la sangre y su excreción en la orina parece ser segura, es posible que existan riesgos para la salud desconocidos (no se conocen ninguno en este momento).

        Dulzura: 70% dulce como el azúcar de mesa.

        Mejores elecciones: Eritritol granulado o en polvo o mezclas de eritritol y stevia.

        Opción # 3: Fruta del monje

        La fruta del monje es un sustituto del azúcar relativamente nuevo. También llamada luo han guo, la fruta del monje generalmente se secaba y se usaba en tés de hierbas, sopas y caldos en la medicina asiática. Fue cultivado por monjes en el norte de Tailandia y el sur de China, de ahí su nombre más popular.

        Aunque la fruta en su forma entera contiene fructosa y sacarosa, la dulzura intensa de la fruta del monje proviene de compuestos no calóricos llamados mogrosides. En 1995, Proctor & amp Gamble patentó un método de extracción por solvente de los mogrosidos de la fruta del rape.

        La FDA de EE. UU. Ha dictaminado que la fruta de monje generalmente se considera segura. Aún no ha sido aceptado para la venta por la Unión Europea.

        • No tiene calorías y no aumenta el azúcar en sangre ni los niveles de insulina. 19
        • Tiene un mejor perfil de sabor que la stevia. De hecho, a menudo se mezcla con stevia para reducir el costo y embotar el regusto de stevia. También se mezcla con eritritol para reducir gastos y mejorar su uso en la cocina.
        • No causa malestar digestivo.
        • Es muy dulce, por lo que un poco rinde mucho.
        • Es bastante caro.
        • A menudo se mezcla con otros & # 8220 rellenos & # 8221 como inulina, fibras prebióticas y otros ingredientes no declarados.
        • Tenga cuidado con las etiquetas que digan & # 8220 mezcla apropiada, & # 8221, ya que el producto puede contener muy poco extracto de fruta de monje.
        • Es muy nuevo y no hay estudios sobre sus efectos a largo plazo.

        Dulzura: 150-200 veces más dulce que el azúcar de mesa.

        Mejores elecciones: Mezclas granuladas con eritritol o stevia, gotas líquidas puras o gotas líquidas con stevia. También se utiliza en productos de sustitución como el jarabe de arce artificial endulzado con monkfruit y el jarabe de chocolate.

        Opción # 4: Xilitol

        Al igual que el eritritol, el xilitol es un alcohol de azúcar que se encuentra en frutas y verduras en pequeñas cantidades. Se produce comercialmente a partir de mazorcas de maíz o abedules. El xilitol es uno de los edulcorantes más utilizados en los chicles y enjuagues bucales sin azúcar.

        A diferencia de los otros tres edulcorantes mencionados anteriormente, el xilitol es solo bajo en carbohidratos, no cero en carbohidratos. Por lo tanto, puede que no sea la mejor opción en una dieta ceto (menos de 20 gramos de carbohidratos netos por día) a menos que se use en cantidades muy pequeñas.

        • El xilitol tiene un índice glucémico bajo de 13 y solo el 50% se absorbe en el tracto digestivo. 20 Cuando se usa en pequeñas cantidades, esto tiene como resultado un impacto muy pequeño en los niveles de azúcar en sangre e insulina. 21
        • Aunque sabe a azúcar y tiene un nivel de dulzor idéntico al del azúcar, el xilitol aporta 2,5 calorías por gramo, mientras que el azúcar aporta 4 calorías por gramo.
        • Al igual que el eritritol, se ha demostrado que ayuda a prevenir las caries, en comparación con la mayoría de los otros edulcorantes. 22
        • Debido a que el 50% del xilitol no es absorbido sino fermentado por bacterias en su colon, puede causar problemas digestivos (como gases, heces blandas, hinchazón) cuando se consume en cantidades moderadas a grandes. 23
        • Aunque el xilitol es seguro para los humanos, es tóxico y potencialmente letal para las mascotas, como perros y gatos. Si usa xilitol, asegúrese de mantenerlo alejado de sus animales.

        Dulzura: Equivalente en dulzor al azúcar de mesa.

        Mejores elecciones: Xilitol puro granulado elaborado a partir de la extracción de mazorcas de maíz o madera de abedul.

        Aunque preferimos usar eritritol en la mayoría de nuestras recetas de postres, el xilitol se incluye en algunas de nuestras recetas de helados porque se congela mejor.

        Otros edulcorantes bajos en carbohidratos

        Para obtener una lista más extensa de edulcorantes, consulte nuestra guía de edulcorantes cetogénicos.

        Los edulcorantes & # 8220 cero calorías & # 8221 que son casi 100% carbohidratos

        Los paquetes de Equal, Sweet & # 8217n Low y Splenda están etiquetados como & # 8220 cero calorías & # 8221, pero este no es & # 8217t el caso.

        Las reglas de la FDA permiten que los productos con menos de 1 gramo de carbohidratos y 4 calorías por porción sean etiquetados como & # 8220 cero calorías & # 8221. edulcorante (sintético).

        Voilà: un paquete de edulcorantes lleno de carbohidratos que se puede etiquetar como & # 8220 cero calorías & # 8221 sin riesgo de una demanda.

        Los paquetes contienen casi 4 calorías cada uno y casi un gramo de carbohidratos. Si bien 0,9 gramos de carbohidratos pueden no parecer mucho, en una dieta baja en carbohidratos puede ser importante, especialmente si usa varios paquetes al día. Diez paquetes equivalen a 9 gramos de carbohidratos.

        Así que al menos sé consciente de esto. No recomendamos estos edulcorantes debido al marketing engañoso. También existen problemas de salud potenciales persistentes con respecto a algunos de estos edulcorantes sintéticos, incluidos el aspartamo y la sucralosa. 24

        Por qué el maltitol no es una buena opción

        El maltitol es el tipo más común de alcohol de azúcar utilizado en caramelos, postres y productos bajos en carbohidratos & # 8220sin azúcar & # 8221 porque es considerablemente menos costoso que el eritritol, el xilitol y otros alcoholes de azúcar.

        El maltitol no es una buena opción para las personas que siguen dietas bajas en carbohidratos. Aproximadamente el 50% de este edulcorante se absorbe en el intestino delgado, lo que puede elevar los niveles de insulina y azúcar en sangre, especialmente en personas con diabetes o prediabetes. 25 También proporciona aproximadamente tres cuartas partes de la cantidad de calorías que el azúcar, que es más que la mayoría de los edulcorantes bajos en carbohidratos. 26

        Además, aproximadamente el 50% que no se absorbe se fermenta en el colon. Los estudios han demostrado que el maltitol puede causar problemas digestivos importantes (gases, hinchazón, diarrea, etc.), especialmente cuando se consume en grandes cantidades. 27

        Refrescos dietéticos: ¿sí o no?

        ¿Puede beber refrescos dietéticos con una dieta baja en carbohidratos? Idealmente, es posible que desee evitarlos.

        Existen algunas investigaciones que sugieren que las bebidas dietéticas pueden dificultar la pérdida de peso, a pesar de que no contienen calorías. 28

        Además, un estudio de 2016 encontró que la mayoría de los estudios que muestran una relación favorable o neutral entre las bebidas azucaradas y el peso fueron financiados por la industria y estaban llenos de conflictos de intereses, sesgos de investigación y hallazgos no reproducidos. 29

        Sin embargo, si siente que debe beber refrescos dietéticos, al menos le permitirán mantenerse bajo en carbohidratos. Los refrescos regulares, endulzados con azúcar o JMAF, rápidamente resultarán en una alta ingesta de carbohidratos, anulando los efectos positivos de una dieta baja en carbohidratos.

        Una última palabra sobre los edulcorantes bajos en carbohidratos

        Si bien algunos edulcorantes pueden ser mejores que otros, la mejor estrategia para lograr una salud y una pérdida de peso óptimas puede ser aprender a disfrutar de alimentos reales sin azúcar. Con el tiempo, es posible que descubra una nueva apreciación de la dulzura sutil de los alimentos naturales sin procesar.

        Sin embargo, es posible que algunas personas no pierdan el gusto por los dulces. Si usted es uno de ellos, el uso ocasional de edulcorantes puede facilitar que se quede con la dieta baja en carbohidratos.

        Determinar si incluir edulcorantes bajos en carbohidratos tiene sentido para usted es clave para lograr el éxito a largo plazo.

        ¿Le resulta casi imposible considerar renunciar a los alimentos dulces? Puedes hacerlo. Aquí hay algo que puede interesarle: nuestro curso sobre la adicción al azúcar y cómo recuperar el control.


        Cómo elegir galletas saladas saludables.

        Al comprar galletas saladas, hay algunas cosas que debe considerar para asegurarse de comprar las mejores.

        • Asegúrese de que el "grano integral" sea el primer ingrediente: "Quieres asegurarte de que sean galletas 100% integrales. El primer ingrediente debe ser 100% harina integral", dice un dietista registrado Amanda A. Kostro Miller, RD, LDN, quien forma parte de la junta asesora de Smart Healthy Living.
        • Busque galletas saladas con al menos 3 gramos de fibra.. "Otra cosa por la que debe esforzarse en una galleta saludable es la fibra. Mire en la etiqueta nutricional de sus galletas. Esfuércese por buscar galletas que tengan la mayor cantidad de fibra en comparación con otras marcas. Algunas de las galletas en el supermercado pueden tener solo 3 gramos por porción ", dice Kostro Miller.
        • Tenga cuidado con los niveles altos de sodio. "Cuando sea posible, trate de elegir galletas saladas que tengan menos sodio, porque controlar su ingesta de sodio es importante para todos", dice Kostro Miller.
        • Debe haber poca o ninguna azúcar agregada.. La mayoría de los estadounidenses ya consumen una dieta rica en azúcar. Desea asegurarse de que las galletas saladas no alcancen su límite diario de azúcar agregada. "Un poco de miel está bien, pero por lo general es mejor evitar el jarabe de maíz con alto contenido de fructosa o las galletas saladas con más de un tipo de azúcar. Si está buscando una opción de galleta saludable, mantenga el azúcar agregada bajo control: no más de 1 -2 gramos de azúcar por porción es lo mejor ", dice el dietista Caitlin Self, EM, SNC, LDN.

        Una introducción a la grasa & # 8211 Parte 2

        Con suerte, después de mi última publicación, eligió disfrutar de un bistec libre de culpa. Sé que lo hice. La belleza de todo esto es que tiene sentido que el bistec no debería causar directamente una enfermedad cardíaca. Los animales se han estado comiendo unos a otros (y por lo tanto los humanos comen animales) durante mucho tiempo. Sí, incluso antes de la creación de Oreos y Hot Pockets existía un buen bistec ol & # 8217. Ahora que he cubierto los matices de las grasas saturadas y trans, es hora de pasar a las grasas monoinsaturadas (MUFA) y las grasas poliinsaturadas (PUFA). Estas grasas son mucho menos & # 8220buenas que malas & # 8221 y más sobre el equilibrio y las proporciones. Dejemos que & # 8217s profundicemos y veamos exactamente lo que eso significa.

        Magníficos MUFA

        Los MUFA son uno de esos alimentos raros que obtiene luz verde de la mayoría de las fuentes en línea. Aparte del potencial de asumir una gran carga calórica, los MUFA se asocian con muchos beneficios importantes para su salud. Algunos beneficios de los MUFA son:

        • Pérdida de peso, especialmente en comparación con dietas cargadas de grasas trans.
        • Ayuda con el equilibrio hormonal en su cuerpo.
        • Mantiene tu cabello, piel, uñas, etc. suaves
        • Aumenta el colesterol bueno (HDL) y reduce el colesterol malo (LDL)

        Suena como una comida bastante buena para comer. Una de las principales fuentes de MUFA que ha ganado popularidad a lo largo de los años es el aceite de oliva. Curiosamente, muchos productos para el cuidado de la piel también contienen aceite de oliva como ingrediente energético. Es solo uno de esos alimentos que parece ser beneficioso para muchos sistemas corporales. Los ácidos grasos monoinsaturados son la grasa que los expertos recomiendan consumir con mayor frecuencia y, en general, no me preocuparía por la cantidad exacta que está comiendo. No soy un fanático de contar calorías, y mientras usted esté comiendo alimentos saludables y ejercitando su salud, debe cuidar de sí mismo. Algunas otras fuentes de MUFA son las nueces y los aguacates, así que enloquece con un poco de guacamole y consuélate sabiendo que estás haciendo un favor a tu corazón.

        ¡Bienestar hecho fácil & # 8230 y delicioso!

        PUFA en porciones

        A diferencia de los MUFA, que son sorprendentemente sencillos, los PUFA son un poco más un juego mental. Los PUFA generalmente se aceptan como saludables, pero usted debe consuma una proporción equilibrada de los diferentes tipos de PUFA para mantener el bienestar. Quizás haya oído hablar de las codiciadas grasas omega-3. Por supuesto, no dudo que supiera que las grasas omega-3 son grasas. Lo que quizás no sabías es que la parte Omega-3 se refiere a la estructura química de la grasa. También hay grasas omega-6 y grasas omega-9. En lo que respecta a usted y a mí, la composición física de la grasa es intrascendente. Lo que nos interesa es el efecto que esos productos químicos tendrán en nuestra salud.

        Las grasas omega-6 (O6) y las grasas omega-3 (O3) son el yin y el yang de su cuerpo. El O6 tiene algunas propiedades inflamatorias, mientras que el O3 tiene algunas propiedades antiinflamatorias. Su primer instinto podría ser simplemente eliminar el O6 de su dieta. Después de todo, nunca he tenido ninguna inflamación que me haya gustado. Pero hay un problema: algunos de los ácidos grasos esenciales del cuerpo tienen la composición O6. ¿Qué es un ácido graso esencial? Es uno que su cuerpo no puede fabricar a partir de otras cosas que come. Entonces, básicamente, tu única forma de conseguirlos es comiéndolos. Para equilibrar los efectos inflamatorios, debe comer grasas O3.

        Una cosa que puedo prometerle es que nunca tendrá dificultades para comer suficientes grasas O6. Están literalmente en todas partes. Todos los aceites de cocina más utilizados (maíz, soja y maní) tienen cantidades mucho más altas de O6 que de O3. El desafío de nuestra dieta moderna es obtener suficiente O3 para equilibrar la sobrecarga de O6. Para hacer las cosas aún más complicadas, hay varios tipos de grasas O3 & # 8230 ¡Les advertí que los PUFA eran más difíciles!

        Este es el equilibrio O6: O3 en su dieta estadounidense típica. No es bueno, por decir lo menos.

        Para comprender las grasas O3, piense en ellas como una estructura escalonada. El mejor nivel consta de dos aceites, conocidos como DHA y EPA, que se obtienen principalmente del pescado. El nivel inferior consiste en algo conocido como ALA y se deriva de fuentes vegetales como nueces y lino. Si come el nivel inferior de O3, su cuerpo tendrá que convertirlo internamente en el nivel superior. La tasa de eficiencia es horrible con un rendimiento inferior al 5%. Mi consejo sería concentrarse en comer fuentes animales de O3 cuando intente complementar su dieta.

        • Consuma una cantidad equilibrada de grasas O6 a O3 (realmente centrándose en consumir O3)
        • Consuma fuentes animales de grasas O3 (el pescado es su mejor opción, excepto la tilapia)

        Entonces, ¿qué beneficios disfrutará manteniendo su proporción O6: O3 bajo control? Vea sus recompensas excepcionales:

        • Disminución del riesgo de accidente cerebrovascular.
        • Puede ayudar a reducir el dolor asociado con la artritis.
        • Habilidades cognitivas mejoradas
        • Riesgo reducido de demencia.

        ¿Y si de alguna manera logras sobrecargar el O3? Eso puede causar problemas al igual que la sobrecarga de O6. Mientras que el exceso de O6 causa inflamación, el exceso de O3 causa efectos antiinflamatorios que pueden inhibir el proceso de curación. ¡El equilibrio, como siempre, lo es todo!

        Eso concluye su introducción a las grasas. Pueden ser un poco complicados, pero no se deje envolver por los detalles. Evite las grasas trans, exhiba moderación con grasas saturadas y MUFA, y mantenga una ingesta equilibrada de PUFA O6 a O3 para mantener su Bienestar óptimo. Puede ser tan simple. Averiguar los números exactos puede ser difícil, por lo que un enfoque aproximado es su mejor opción. Disfrute de las grasas y de todos los beneficios que tienen para ofrecer a su cuerpo y papilas gustativas, son una excelente manera de enriquecer su dieta cuando se usan de manera adecuada.

        Todo lo que se muestra tiene grasas naturales saludables. ¡Y son todos sabrosos para empezar!


        Diferencias entre la dieta Weston A. Price Foundation y la dieta Paleo

        Publicamos esta información para aclarar la confusión considerable sobre los principios dietéticos de la Fundación Weston A. Price y la "dieta paleo". Creemos que es necesario hacer esto porque a menudo escuchamos las dos dietas mencionadas juntas - “la dieta paleo de Weston Price” - y creemos que es muy importante notar que los principios de estas dos dietas no son los mismos.

        Tenga la seguridad de que no estamos haciendo esto para "atacar" a nadie personalmente, estamos publicando esta información porque tenemos el deber de proporcionar información precisa sobre nutrición.

        Somos conscientes de que muchas personas experimentan beneficios a corto plazo de la dieta paleo, especialmente las personas que salen de la dieta estadounidense estándar (SAD) o las dietas veganas / vegetarianas. Sin embargo, a largo plazo, la dieta paleo puede provocar antojos y deficiencias graves.

        También apreciamos el hecho de que muchas personas que han adoptado dietas paleo están apoyando a los agricultores y ganaderos que producen alimentos de animales criados en pastos y muchas personas que hacen dietas paleo son miembros del Fondo de Defensa Legal de la Granja al Consumidor.

        También nos damos cuenta de que hay muchas versiones de la dieta paleo, algunas de las cuales incorporan algunos de los principios dietéticos de WAPF. Sin embargo, los principios propuestos por los dos portavoces principales de la dieta paleo, Loren Cordain y Robb Wolf, prácticamente NO tienen puntos en común con los principios de la WAPF.

        Para obtener reseñas de estos dos libros, consulte

        La dieta Paleo por Loren Cordain: www.westonaprice.org/thumbs-down-reviews/paleo-diet

        La solución de la dieta Paleo por Robb Wolf: www.westonaprice.org/thumbs-down-reviews/the-paleo-solution-by-robb-wolf

        Una búsqueda en Google de "Paleo Diet" muestra primero los sitios web de Loren Cordain y Robb Wolf, junto con la entrada de Wikipedia para la dieta paleo. El siguiente análisis compara la dieta WAPF con los principios de la paleodieta expresados ​​en estos sitios web y los libros de Cordain y Wolf.

        DIETA WAPF .. DIETA PALEO
        Alimentos de origen animal Coma el animal entero, incluida la carne, la grasa, las vísceras, los huesos, los cartílagos y la piel (aves, cerdo).
        .
        .. Solo carnes magras, sin grasas añadidas
        Carne Deben criarse en pastos para obtener niveles más altos de minerales y vitaminas, especialmente vitaminas liposolubles y hormonas mínimas, antibióticos y otras sustancias químicas nocivas. Siempre consuma carne con la grasa. Si la carne es magra, prepárala con grasa añadida.
        .
        .. Prefiere la cría en pastos porque es magra.
        Carnes de órganos Más importante que las carnes musculares, debe consumirse con frecuencia.
        .
        .. Sin mención de vísceras
        Aves de corral Siempre come con la grasa y la piel haz paté con los hígados y los corazones también comen las mollejas
        .
        .. Sin piel sin vísceras
        Cerdo Se puede consumir curado (tocino, jamón), marinado en un medio ácido antes de cocinarlo o con un alimento fermentado con lacto como chucrut.
        .
        .. No se necesita preparación especial.
        Mariscos Mariscos silvestres, en particular mariscos, pescados grasos, cabezas de pescado, aceites de hígado de pescado y huevos de pescado. Prepare mariscos con grasa agregada. Come la piel del pescado.
        .
        .. Pescados y mariscos silvestres, sin grasas añadidas
        Alimento animal crudo Todas las culturas tradicionales consumen algunos de sus alimentos de origen animal crudos, por lo que es importante incluir productos lácteos crudos, carne cruda, pescado crudo y / o mariscos crudos en la dieta de forma frecuente.
        .
        .. No mencionado.
        Huevos Preferiblemente, se hace hincapié en las yemas de huevo en lugar de las claras de huevo
        .
        .. No se permite enfatizar la alimentación de los pastos con claras de huevo adicionales.
        Verduras Crudos o cocidos, siempre con grasas añadidas, como mantequilla
        .
        .. Crudos o cocidos, sin grasas añadidas
        Fruta Crudas o cocidas, algunas frutas más digeribles cuando se cocinan agregan grasa (mantequilla o crema) o consumen en el contexto de una comida que contenga grasa.
        .
        .. Crudo, sin grasas añadidas
        Granos Recomendado sobre la base de la observación de que muchos pueblos primitivos y tradicionales sanos que incluían cereales en sus dietas deben estar debidamente preparados para neutralizar los antinutrientes y mejorar la digestibilidad. Las personas que tienen problemas con los cereales pueden comerlos (preparados adecuadamente) después de seguir el protocolo GAPS (síndrome intestinal y psicológico).
        .
        .. Sin granos, basado en la teoría de que los pueblos paleolíticos no tenían granos en su dieta, y también porque los granos contienen varios antinutrientes.
        Legumbres (frijoles, lentejas, etc.) En caso de ser incluido en la dieta se necesita una preparación adecuada para neutralizar los anti-nutrientes. Las legumbres son consumidas como una fuente importante de calorías por muchas culturas tradicionales saludables en todo el mundo.
        .
        .. No permitido, porque contienen anti-nutrientes.
        Nueces Es bueno incluirlo en la dieta después de una cuidadosa preparación para neutralizar los antinutrientes.
        .
        .. Permitido, aunque los frutos secos también contienen antinutrientes (al igual que los cereales y las legumbres). No se recomienda ninguna preparación especial.
        .
        Carbohidratos con almidón (patatas, ñame, batatas) Puede incluirse en la dieta. Debe estar bien cocido y consumido con una grasa, como la mantequilla.
        .
        .. No se permiten patatas / carbohidratos, aunque Wolf incluye batatas en algunas de sus recetas
        .
        Lácteos (leche, queso, nata, yogur, kéfir, etc.) Debe ser crudo, entero y lleno de grasa. Alimentos maravillosos para niños en crecimiento.
        .
        .. No permitido
        Manteca Consume generosamente
        .
        .. Consumir solo ocasionalmente (Wolf) o no consumir en absoluto (Cordain)
        .
        Grasas cárnicas: manteca de cerdo, sebo, etc. Consume generosamente
        .
        .. No recomendado.
        Aceites No se permiten aceites industriales (maíz, soja, canola, etc.). Se permiten aceite de oliva y aceite de coco, pero la dieta también debe incluir cantidades abundantes de grasas animales.
        .
        .. Sin aceites industriales (maíz, soja, canola, etc). Se permiten cantidades muy pequeñas de aceite de oliva y aceite de coco.
        .
        Alimentos lacto-fermentados Incluir con cada comida.
        .
        .. "No vale la pena la molestia" y una fuente de "demasiada sal". En su lugar, tome una pastilla probiótica.
        .
        Caldos de huesos Consume generosamente
        .
        .. No mencionado
        Activadores liposolubles, Vitaminas A, D y K El principio más importante de WAPF consume abundantemente los alimentos que los contienen.
        .
        .. No se enfatizan los alimentos que contienen los activadores solubles en grasa. Promueve las formas vegetales de A y K. Wolf recomienda un suplemento de vitamina D. (Ver Wolf: "Vitaminas A, D y K, ¿A quién le importa?")
        Vitamina D Debe consumirse como parte de los alimentos, en equilibrio con la vitamina A.
        .
        .. Tome 2-5000 UI por día como suplemento, sin vitamina A de apoyo.
        Vitamina A La forma animal de vitamina A es vital para la salud Los alimentos ricos en vitamina A deben equilibrarse con alimentos que contienen vitamina D. Los precursores (carotenos) en los alimentos vegetales son una fuente pobre de vitamina A para los humanos, muchos carecen de las enzimas necesarias para la conversión.
        .
        .. Evite la forma animal de vitamina A. Afirma que se puede obtener suficiente vitamina A de los precursores en los alimentos vegetales.
        Calcio La mejor fuente son los cultivos de alimentos lácteos crudos que no tienen alimentos lácteos hechos con huesos (huesos de pescado fermentados o huesos de aves pequeñas y animales molidos y agregados a los alimentos).
        .
        .. Las dietas paleo proporcionan solo aproximadamente la mitad de la dosis diaria recomendada de calcio, prácticamente todo procedente de alimentos vegetales. El ácido oxálico, el ácido fítico y otros bloqueadores minerales dificultan la asimilación del calcio de los alimentos vegetales.
        Proteína No más del 20% de las calorías.
        .
        .. 30-35% de calorías. Niveles de proteína tan altos agotarán la vitamina A.
        Grasas Puede tener entre el 30 y el 80% de las calorías, con predominio de las grasas saturadas. Cuando la ingesta de grasas es baja, el equilibrio de calorías debe provenir de los carbohidratos (que el cuerpo puede convertir en grasas saturadas).
        .
        .. 39% de las calorías, predominando los ácidos grasos monoinsaturados
        Grasa saturada Sin límite. Las grasas saturadas son fundamentales para la buena salud.
        .
        .. Solo el 7% de las calorías (aproximadamente 3 ½ cucharaditas por día). No hay alimentos con carbohidratos en la dieta que el cuerpo pueda convertir en grasas saturadas.
        Carbohidratos Se necesitan algunos carbohidratos en la dieta. Evite los carbohidratos refinados.
        .
        .. Los carbohidratos no son necesarios. Evite los carbohidratos refinados y sin refinar.
        Alimentos procesados Ningún alimento procesado industrialmente come abundantemente alimentos preparados por procesadores artesanales (alimentos y bebidas lacto-fermentados, carnes curadas naturalmente, queso, pan de masa madre, etc.)
        .
        .. Sin alimentos procesados
        Aceites de hígado de pescado Recomendado como suplemento diario de vitaminas A y D
        .
        .. No recomendado
        Aceites de pescado No recomendado puede sobrecargar el organismo con ácidos grasos omega-3 e interferir con el ácido araquidónico. Los requerimientos humanos de ácidos grasos omega-3 como el DHA son en realidad muy bajos.
        .
        .. Recomienda hasta 2 cucharadas de aceite de pescado al día.
        Sal Los adultos muy importantes necesitan al menos 1½ cucharaditas por día, preferiblemente sin refinar, consumimos hasta 3 cucharaditas por día en el pasado.
        .
        .. Poca o nada de sal
        Colesterol Muy importante tener suficiente colesterol para la producción de hormonas, producción de sales biliares, cicatrización y reparación, protección contra el cáncer. Para los hombres menores de 60 años, no hay riesgo adicional de enfermedad cardíaca con niveles de colesterol de hasta 300 mg / dl. Para las mujeres de cualquier edad y para los hombres mayores de 60 años, los niveles más altos de colesterol están asociados con la longevidad, sin necesidad de que estos grupos reduzcan los niveles de colesterol, incluso si son muy altos.
        .
        .. El colesterol total debe mantenerse en 120-140 mg / dl. Los niveles muy bajos de colesterol en este rango se asocian con mayores tasas de cáncer, enfermedades intestinales, violencia y depresión, accidentes y suicidio.
        Chocolate No recomendado
        .
        .. Permitido
        Cafe y te) No recomendado
        .
        .. Permitido
        Alcohol Vino y cerveza sin pasteurizar con moderación con las comidas.
        .
        .. Cordain permite el vino blanco. Wolf recomienda el tequila en ayunas.
        Dieta preconceptual y de embarazo Dieta rica en nutrientes, rica en vitaminas liposolubles, extremadamente importante para garantizar la salud de la próxima generación. .. No se recomienda una dieta especial.

        NOTA: A partir de mayo de 2015, la dieta recomendada por Cordain en thepaleodiet.com es la siguiente:

        COME NO & # 8217T COMER
        Carnes a base de pasto Granos de cereal
        Pescados / Mariscos Legumbres
        Frutas y verduras frescas Lácteos
        Huevos Azúcar refinada
        Nueces y semillas Alimentos procesados
        Aceites saludables (oliva, nuez, linaza, macadamia, aguacate, coco) Sal
        Aceites vegetales refinados
        Patatas

        En mayo de 2015, Robb Wolf recomienda la siguiente dieta en RobbWolf.com

        OK PARA COMER EVITAR
        Frutas Lácteos
        Verduras Grano
        Carnes magras Alimentos procesados ​​y azúcares amperios
        Mariscos Legumbres
        Nueces y semillas Almidones
        Grasas saludables* Alcohol

        * Definidas como GRASAS SALUDABLES DE NUECES, SEMILLAS, AGUACATES, ACEITE DE OLIVA, ACEITE DE PESCADO Y CARNE DE HIERBA


        Conclusión e implicaciones

        Lo más importante es que las dietas a base de habas no causaron anemia hemolítica y no alteraron el manejo de la glucosa en los perros después de 7 días de alimentación, por lo que las habas parecen seguras como ingrediente alimentario para perros. En contraste, la dieta comercial alta en proteínas sin granos alteró adversamente la química sanguínea en comparación con la dieta comercial normal que contenía proteínas y granos que probamos. Además, la dieta normal a base de proteínas y granos pareció causar un tono simpático excesivo, una tendencia que si continuara con la alimentación a largo plazo, podría conducir a cambios adversos en la salud cardíaca que son distintos de la MCD. Por otro lado, la fermentación con C. utilis parece prometedor para reducir los factores antinutricionales y potencialmente mejorar la salud a través de mejoras en la digestibilidad de los nutrientes y un aumento de los niveles de glóbulos rojos en los perros. Se necesitan estudios que utilicen períodos de alimentación más prolongados para determinar si estos cambios a corto plazo se mantienen para producir cambios clínicamente significativos en los perros.


        5. CONCLUSIÓN

        La sustitución de la sacarosa por edulcorantes alternativos no es un proceso sencillo. Estos edulcorantes alternativos a menudo muestran sabores desagradables o carecen del perfil sensorial temporal de la sacarosa, y la dulzura a menudo se desvanece demasiado rápido o persiste demasiado.Sin embargo, muchos estudios sugieren que las cualidades negativas de estos edulcorantes podrían mejorarse mediante mezclas (Glória, 2003, O'Brien-Nabors, 2011, Prakash et al., 2014, Schiffman et al., 1985, Spillane, 2006, von Rymon Lipinski, 1985), que puede anular algunas deficiencias de sabor (Ayya y Lawless, 1992). Además, el deseo de edulcorantes "saludables" y "naturales" no implica que estos sustitutos sean biológicamente inertes. Las estrategias de reducción de azúcar exitosas en el futuro dependerán de los datos relacionados con el rendimiento sensorial de los edulcorantes junto con el conocimiento de cómo estos edulcorantes impactan en el metabolismo de todo el cuerpo. De los efectos sensoriales y metabólicos que hemos resumido anteriormente, los polioles, azúcares raros y rebaudiósidos pueden ser candidatos prometedores en el futuro. Estos edulcorantes tienen menos sabores secundarios y parecen ejercer efectos negativos mínimos sobre la salud intestinal (Figura 2). Además, los consumidores parecen valorar una etiqueta natural en el reemplazo de la sacarosa, a pesar de que pocos están familiarizados con las opciones disponibles.